Lipoescultura

Lipoescultura

La lipoescultura es una cirugía que tiene como finalidad remodelar la silueta corporal a través de liposucción y lipoinyección. La lipoescultura no debe ser vista como un método para adelgazar y por ende no es un tratamiento para la obesidad.

La lipoescultura es una cirugía que tiene como finalidad remodelar la silueta corporal a través de liposucción y lipoinyección. La liposucción consiste en la extracción de grasa mediante la aspiración de un área determinada del cuerpo. La lipoinyección es una técnica mediante la cual la grasa extraída es inyectada en otra zona, siendo el  ejemplo clásico la lipoinyección de glúteos.

La lipoescultura no debe ser vista como un método para adelgazar y por ende no es un tratamiento para la obesidad. Si bien es cierto que se han descrito megaliposucciones (por encima de 5 litros de grasa) considero que los riesgos de estas  “liposucciones gigantes” son muy elevados. Además, existen otras técnicas (como la cirugía bariátrica) que ofrecen mejor resultado a largo plazo para los pacientes con obesidad.

Por lo antes expuesto se debe dejar muy claro que la lipoescultura es una excelente técnica quirúrgica para definir áreas corporales y mejorar la silueta de pacientes con peso normal o ligero sobrepeso. Sin embargo, sin un cambio de hábitos tanto alimenticios como físicos, por muy espectaculares que sean.

Lipoescultura asistida con pal 900e micro aire

Mediante la realización de pequeñas incisiones (menores de 1 cm) en diferentes partes del cuerpo, se procede a introducir una cánula conectada a aspiración que se encargara de extraer la grasa de la zona que deseamos modelar. La grasa que se extrae, en los casos que requieran lipoinyección) será almacenada en un dispositivo estéril para luego inyectarla en la zona establecida. Las zonas que con más frecuencia se lipoinyectan son la los glúteos, la cara  y las manos.

La lipoescultura debe realizarse de forma integral. De nada sirve obtener un abdomen plano y mantener la espalda, glúteos y muslos sin definición alguna. Por lo tanto, la lipoescultura que realizo es una lipoescultura 360° y con esta se obtiene excelentes resultados.

Lipoescultura de alta definicióncon laser fotona

La lipoescultura láser también conocida como láser lipólisis ha probado ser una forma práctica y segura de reducir excesos de grasa en áreas difíciles de moldear con ejercicio. El láser Nd:YAG de 1064 nm de modo Cuasi continuo y su baja penetración actúa localmente a través de un proceso llamado foto termólisis selectiva. En este proceso la energía lumínica se convierte en energía calórica al ser absorbida por la grasa. Los adipositos al absorber la energía se expanden y se rompen produciendo una emulsión grasa que es eliminada por el cuerpo a través de órganos como los riñones y el hígado ó puede ser extraída directamente del cuerpo.

Fotona ofrece una plataforma integrada que fuera de ser el láser para láser lipólisis más poderoso del mercado de láser (30 watts), tiene un modo de pulso largo que facilita aplicaciones adicionales en en cirugía y estética.

Procedimiento

Previa delimitación y marcado de la zona, realizadas las incisiones y tumefacción de la misma, se introduce la cánula con calibre entre 3.0 – 3.5 mm. Se produce un desplazamiento (tunelización) paralelo a la superficie. Por efecto vibratorio, se induce el desplazamiento de las adiposidades, las cuales salen al exterior a través de una manguera de plástico transparente, conectado en su extremo proximal al extremo distal de la cánula, vertiéndose el contenido graso en un frasco colector de aspiración.

Ventajas

  • Técnica segura, rápida y de poco sangramiento.
  • Material graso extraído de color amarillo o levemente serohemático.
  • Se calcula la pérdida sanguínea en un 15% del total de lo extraído.
  • Se minimiza el traumatismo de la zona tratada, en consecuencia, hay ausencia de hematomas, edemas y equimosis.
  • Menor riesgo de infecciones por manipulación y períodos largos de exposición.
  • Se disminuye el tiempo de cirugía, con un post-operatorio inmediato, con menores efectos hipotensores.
  • Drenaje post-operatorio menor de 24 horas.
  • Mayor confort en resultados

Lipoimplante en Glúteos

Es el único procedimiento seguro y permitido para el aumento de los glúteos. La sustancia que se inyecta es la grasa del propio paciente, por lo que no genera ningún tipo de rechazo por el organismo. En la Cirugía de Glúteos o Lipoinyección Glútea Se extrae grasa del paciente por medio de una Liposucción, la cual se obtiene generalme

nte del abdomen, muslos o espalda y después de un proceso especializado de alta tecnología, se inyecta en los glúteos, dándole forma y aumentando su volumen de manera segura.

Con este procedmiento en glúteos, se logra en 90% de los casos, el objetivo de mejorar la forma, volumen, tamaño y consistencia de los glúteos. En este proceso se recomienda mucho a las pacientes no realizar cambios bruscos de peso y de realizar ejercicios orientados a los glúteos y muslos.

 

Lipoimplante Facial

Antes de realizar la operación asumiremos que existe una cantidad y calidad de grasa adecuadas para cumplir con las necesidades que nos hemos planteado. Para aumentar unos labios finos probablemente bastará con obtener unos 4 cc de grasa (como cuatro jeringas de insulina), mientras que para aumentar unos glúteos puede ser necesario obtener más de un litro de grasa. Si Ud. es muy delgado es probable que no pueda hacerse lipoimplantes grandes (como un aumento de glúteos), mientras que si será probable que tenga suficiente para un aumento de labios, mentón o pómulos. Un Lipoimplante puede realizarse al mismo tiempo que una liposucción, una lipoescultura u otras operaciones como Rinoplastia o Lifting facial.

La operación suele realizarse con anestesia local en lipoimplantes pequeños o medianos, o con anestesia espinal (parecida a la de los partos) en los grandes. La grasa se extraerá con un equipo especial de cánulas y posteriormente será procesada para purificarla y obtener las fracciones ricas en factores de crecimiento y células madre.

Una vez obtenida y purificada la cantidad necesaria se procederá a la cuidadosa implantación en las zonas que se quieran aumentar, rellenar o remodelar.

Zonas que habitualmente pueden ser tratadas mediante Lipoimplante son: glúteos, pantorrillas, cara interna de los muslos, hueco interno de la rodilla, secuelas de liposucción y hoyuelos de celulitis, surcos de la cara, ojeras, cejas, pómulos, mejillas, mandíbula, mentón y, en ocasiones, secuelas de accidentes u otras cirugías. La implantación se realiza inyectando la grasa con cánulas especiales.

¿Para quién está indicada la lipoescultura?

La lipoescultura no es un programa de adelgazamiento por sí mismo, por lo que las personas que pretenden perder peso de manera generalizada deben buscar otras alternativas. Y es que una contraindicación que desaconseja someterse a una lipoescultura –sobre todo a la invasiva– es la obesidad, por lo que el paciente que sufra esta afección deberá perder primero kilos para, posteriormente, retirar grasa de forma localizada y remodelar así su figura.

Asimismo, las personas que padezcan alergias a ciertos medicamentos que se suministran durante la intervención quirúrgica (anestesia) y en el post-operatorio no pueden someterse a esta cirugía, así como los menores de edad. Tampoco es válida para mujeres embarazadas, que deben esperar a dar a luz para recibir tanto lipoescultura invasiva como no-invasiva, así como es recomendable que hayan acabado también el periodo de lactancia.

Las personas que sufren enfermedades cardiovasculares, hipertensión arterial o diabetes tampoco deben entrar en quirófano para someterse a una lipoescultura, ni tampoco aquellas que estén tomando cierta medicación (anticoagulantes, antiinflamatorios…), ya sea por dolencias crónicas o de manera puntual. El cirujano estético deberá precisar cuándo han de dejar de medicarse en los casos en los que presenten problemas médicos puntuales.


Post- Operatorio y Proceso de Recuperación

Al finalizar la operación si la intervención ha sido en una zona con poca extracción de grasa el paciente podrá irse directamente a casa para seguir la recuperación. En caso de intervenciones con mayor envergadura se aconseja como medida de precaución que se pase una primera noche en la clínica para guardar reposo y ver su evolución.

Los tiempos de recuperación dependerán del paciente, peronormalmente a la semana de la intervención se puede llevar una actividad diaria normal y al menos 1 mes o 1 mes y medio para poder realizar ejercicio físico o actividades que requieran mayor esfuerzo físico.

Durante el primer mes o mes y medio, llevaremos toda la zona vendada y usaremos una prenda de presoterapia (es una especie de faja que cubre la zona intervenida sujetándola y ajustándola de forma correcta). A su vez el médico, puede prescribir una serie de analgésico y antibióticos para contrarrestar las molestias post operatorias. Lo normal es que la zona tratada esté inflamada, con hematomas y moretones que tardarán semanas en curarse, pero con un buen tratamiento y usando drenajes linfáticos para eliminar la grasa y la sangre restante los cuales desaparecerán rápidamente y en poco tiempo. Recuerda que no te de el sol hasta que no se cure totalmente la zona.

La Lipoescultura tiene unos resultados fantásticos y los depósitos de grasa focalizados son eliminados de manera permanente. No obstante, se recomienda el mantenimiento del peso corporal para unos resultados óptimos y por supuesto, nuestra recomendación general de llevar una vida sana con una buena alimentación y ejercicio diario.

Antes y después